reflexión oración de hoy
Pero no con la seriedad de un semblante sombrío, ni con falta de alegría. Vivir –o tomarse la vida- en serio, es saber que nuestro tiempo es valioso. Que es mejor amar que odiar, y es mejor dar(se) que ahorrarse para nada. Es elegir algunas causas por las que dejarse la piel, batallas que te quiten el sueño, que te suban al cielo, que te arranquen sonrisas y te llenen de anhelo. Hay tantas facetas en cada historia donde podemos ponerlo todo en juego: el estudio, el trabajo, el amor, la familia, el cansancio, el descanso… «Yo repuse: - ¡Ay, Señor mío! Mira que no sé...

La llamada del todo

Hay que dejarlo todo
en el seguimiento a Jesús.

Primero se dejan las cosas:
lo que se recibe heredado
y viene grapado a apellido,

Benjamín G. Buelta, sj

Oración completa

está pasandopara pensar
La beatificación, las elecciones y el referendum
Tres noticias, tres historias. Cada una de ellas digna de un fin de semana de Pentecostés: Primero, la beatificación de Monseñor Romero, tantos años después de su...
José María R. Olaizola sj Leer más
El fracaso de la pena de muerteTrincheras eclesiales

¿Quién soy?

  Quizá tanta pregunta al ego sea excesivo y falte un poco mas de interrogació...

Libre te quiero

Libre te quiero como arroyo que brinca de peña en peña, ...

A veces

La vida cambia en un segundo.  

en clave de dios
El mendigo.
Dicen que en un pequeño pueblo del norte, en mitad del frío invierno, llegó un anciano mendigo venido de cualquier lugar. El frágil hombre dormía al raso, con apenas...
Borja Miró Madariaga sj Leer más
La mareaEl metrónomo

para leer en medio cine & más
Mosaico Humano
Solemos ver de modo negativo la fragmentación actual en la que trascurre nuestra vida. Sin embargo, es posible reunir los pequeños trozos dispersos y elaborar con ellos un mosaico interesante, inteligente y bello. ...
No puños cerrados. Manos abiertas, una expresión de cercanía, de acogida, de encuentro. Porque una mano abierta es una invitación a depositar algo. O la promesa de una caricia. O un gesto de paz. Manos que piden, trabajan, que adoptan un gesto de espera, que saludan, invitan y...
La niebla
La niebla Un pueblo idílico, un lugar donde transcurre la vida de modo apacible. Un día cualquiera. David, un dibujante de carteles, va con su hijo al supermercado local, que está en ese momento lleno de clientes. De repente, una niebla densa, compacta, desciende de las montañas y sepulta la localidad en un manto blanco e impenetrable. En la niebla se oyen alaridos desesperados de personas atrapadas por algo. Entonces empezará la incertidumbre, la indecisión, el miedo y la encrucijada sobre qué pueden hacer, al tiempo que aflora lo mejor y lo peor de las personas atrapadas en esa pesadilla. ...
recomendaciones a fondo
José Antonio García sj ...
Con hondura, sensibilidad y delicadeza, Toño García nos anima a preguntarnos por "la voluntad de Dios". Rezamos "Hágase tu voluntad". Buscamos, decimos, preguntamos... Pero es importante no trivializar un concepto así y atrevernos a preguntar con prudencia.  A Dios no lo «sabe»...

últimos comentarios suscripciones historial twitter

¿Quieres recibir un resumen quincenal de contenidos?



esejota biblia on line
Accede a los textos de la Biblia de forma rápida y eficaz.

Consultar

 

Utilizamos cookies propias y de terceros con el fin de mejorar la experiencia del usuario. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.
Ver política de cookies.